Iglesia católica y jemeres rojos


“Memoria, Justicia y Verdad”, una jornada de reflexión

Phnom Penh. Aunque la Iglesia Católica siempre ha sido una minoría como grupo religioso en la historia de Camboya, su presencia en el país es tan antigua como el budismo con más de 450 años. En 1555 un fraile portugués de la orden dominica fue recibido en las cortes del rey en Longvek y ello significó la llegada del cristianismo al reino.

El cristianismo católico se fortaleció obviamente durante la colonia francesa y después de la independencia tuvo un gran florecimiento hasta la fundación de la Kampuchea Democrática de los jemeres rojos. El regimen de Pol Pot prohibió todas las religiones, persiguió bonzis, sacerdotes y demás y expulsó misioneros. Entre una de las acciones que evidencia esto fue la destrucción de todo complejo religioso: pagodas e iglesias. Las que no fueron destruidas, fueron convertidas en cuarteles o en graneros. De las destrucciones más célebres se cuenta la catedral católica de Phnom Penh, una edificación francesa que fue pulverizada por el nuevo gobierno. El 14 de abril de 1975 el sacerdote camboyano José Chamar Salas fue ordenado obispo de Phnom Penh en el filo de la invasión de los jemeres rojos a la capital. Pero los días como obispo estaban contados y pereció bajo el genocidio generalizado al lado de sacerdotes, religiosos y católicos camboyanos.

Este 14 de marzo el centro de comunicaciones de la Iglesia Católica de Camboya, organiza un taller de reflexión entre aquellos que vivieron los difíciles años de la guerra y en especial el tiempo de la Kampuchea Democrática (1975 – 1979) y el rol que tuvo la Iglesia en ese capítulo de la historia del país:

“Hemos escuchado que pronto comienza el primer juicio a los jemeres rojos. De pronto malos recuerdas vuelven a nuestra mente. Algunos incluso llegan a preguntarse si eso realmente pasó. Este taller será una buena oportunidad para reunirnos y reflexionar acerca de ese periodo. Como católicos ¿deberíamos hablar o quedarnos callados? ¿Cuál fue el rol de la Iglesia en lo que tiene que ver con la memoria, la justicia y la verdad?”

Entre los invitados a la conferencia se encuentra el obispo de Phnom Penh, Yves Ramousse y el sacerdote francés François Ponchaud, quien fuera el primer intelectual a denunciar los crímenes de los jemeres rojos en 1978 en su obra “Camboya Año Cero”. También está invitado uno de los fiscales del tribunal, el señor Robert Petit.

Anuncios

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s