Danzando por las fronteras


Por Ninette Cheng de Northwest Asian Weekly, publicado en Khmerization. Traducción: Albeiro Rodas.

Sokvannara Sar. Foto de "Pacific Northwest Ballet".

Sokvannara Sar. Foto de "Pacific Northwest Ballet".

Como a veces nos pasamos esculcando la vida de aquellos que han destruido la vida de otros (los líderes de los jemeres rojos son un ejemplo entre muchos), es bueno que resaltemos esas vidas que se viven a plena luz del sol. Traduzco este relato de Ninette Cheng en homenaje a uno de esos talentos camboyanos que pocas veces se resaltan en un mundo de la información hambriento de noticias cruentas.

Mientras visitaba Camboya en 2000, la artista estadounidense Anne H. Bass descubrió el surgimiento de una estrella. Entonces tenía 15 años de edad, Sokvannará “Sy” Sar representó una de las celebres danzas camboyanas en Preah Kahn y atrajo la atención de Bass.

Nueve años después, Sar es ahora miembro de la Compañía de Ballet del Pacífico Noroccidental y Bass ha documentado su proceso paso a paso. El 25 de mayo, la historia de Sar, una película titulada “Danzando por las fronteras” (Dancing Across Borders), producida y dirigida por Bass, fue presentada en el Festival de Cine Internacional de Seattle.

El viaje de Sar comenzó en las calles de Camboya.

“Fue sólo que seguí a mis amigos”, dice. No sabía en realidad qué era. Sólo quería danzar por ahí.”

A la edad de nueve, Sar comenzó su formación en danzas en la escuela Wat Bo y, eventualmente terminó como líder de danzas en Preah Kahn. Fue entonces cuando Bass lo encontró.

Después de que Bass regresó a los Estados Unidos, ella continuó pensando en las representaciones del joven pescador Sar.

“Tan solo me quedé pensando en ello… en el hecho de que los camboyanos, especialmente los varones bailarines, no tenían mucho futuro”, dijo Bass. “Él era increible y extraordinariamente talentoso. Era un bailarín talentoso. Entonces lo siguiente que hice fue escribirle una carta y lo invité a bailar.”

Bass se hizo la patrocinadora de Sar en su viaje a los Estados Unidos.

Sar llegó al país pocas semanas antes de que cumpliera los 17, una edad inusualmente tardía para comenzar clases de balet.

No hablaba nada de inglés e inicialmente fue rechazado por la Escuela Estadounidense de Balet (SAB). Peter Boal, el decano de danza en SAB, sentía que no estaba preparado y dijo que el idioma era una barrera.

“Las cartas estaban ya puestas en su contra”, dice Boal en la película.

Sar tuvo también que verselas con el choque cultural al ir a un nuevo país. Se inscribió en una escuale y recibió su diploma en tres años.

“Fue duro”, dice Sar. “Nunca había dejado mi hogar. No había nadie cerca de mí con quien pudiera hablar. Era un completo extraño”.

“No le gustaba absolutamente nada desde el punto de vista de las comidas”, dice Bass. “Tratamos todo. Él solo extrañaba la comida de su madre”.

Un verano de intenso entrenamiento, Sar fue aceptado en SAB y comenzó lecciones con niños entre 6 y 9 años.

Para ahorrar tiempo, pasaba horas estudiando privadamente con la profesora de balet Olga Kostritzky.

“No fue fácil”, dice Kostrizky en la película. “Todos los días él iba a través de una enorme cantidad de material”.

“Sólo pasa una vez en mil probabilidades de que esto funcione y pienso que encontramos esa posibilidad”, dice Boal.

En enero de 2006, el Departamento de Estados de EEUU en Camboya organizó una velada cultural para celebrar la inauguración de los nuevos edificios de la embajada. Sar estaba entre la lista de los artistas invitados para representar.

““[Los camboyanos] están muy orgullosos de él”, dice Roland Eng, un exembajador de los Estados Unidos en Camboya.

Cuando Boal dejó a SAB en 2006 para ser la directora artística del Balet del Pacífico Noroccidental de Seattle, invitó a Sar para atender la escuela en la compañía. Sar ingresó un año después.

Fue el mismo año en el que Bass pensó en la idea del documental.

“Cuando él vino aquí por primera vez, tomé una cámara de video y entonces pude filmar sus clases para enviarle sus progresos a su madre”, dice Bass.

“Ese clip permaneció andando hasta que tuvimos la película”

“Espero que la gente venga a ver la película sin prejuicios por el balet como una danza interesante”, dice Bass.

“Quizá [esta película] inspiré a algunos niños en este país o en mi país”, dice Sar.

Bass espera que la película creé conciencia para que quienes puedan, ayuden a esos talentos naturales como es el caso de Sar.

“La película es buena, no porque sea acerca de mí”, dice Sar “Es una historia… no hay muchos camboyanos en balet. Es más acerca de ello que de mí”.

Bass planéa asistir a otros festivales de cine para distribuir el documental. En enero, dio una premier en Camboya con un gran éxito. Bass y Sar planéan regresar para mostrar el festival en varias escuelas.

En cuanto a Sar, ahora con 24 años de edad, planéa seguir en el mundo de la danza, las academias y el descubrimiento de sí mismo.

“Pienso que estaré por PNB por un tiempo”, dice. Pienso regresar al colegio, a la escuela, medio tiempo, pero no pienso dejar de danzar… Intento pensar qué quiero exactamente como persona”, dice. “No estoy completamente seguro de lo que quiero todavía”.

Anuncios

4 pensamientos en “Danzando por las fronteras

  1. nuevamente los saludo. me gustaria me enviaran a mi correo una foto amplia de khotom mas que todo del centro de este distrito en donde yo vivi durante todo un año.quiero ver como esta.hay quedaba las oficinas de los representantes de la onu que trabajamos hay,y al lado quedaba la casa de nosotros los colombianos. muchas gracias.

    Me gusta

  2. por favor si me van a pedir el sitio en la web espliquemen que es la web, ya que yo tengo muy poco conocimiento sobre esto.y por favor me contestan siempre en español. gracias.

    Me gusta

  3. saludos.tuve la bonita oportunidad de estar en este hermoso pais desde el año 1992 al 1993. fui miembro de las naciones unidas prestandole a este pais un servicio humanitario como Dios lo manda. recuerdo mucho a kotom en la provincia de kandal,su gente los niños me acuerdo que me cogian la nariz ya que era diferente a la de ellos.cuanto daria por saber de ellos y de como la estan pasando,que me cuenten si nuestra mision sirvio para algo.cuentemen si todavia esiste el supermercado en el centro de non phem el gran market.cuentemen si an arreglado a ankoor waat.quiero volver a tener noticias de toda camboya.

    Me gusta

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s