Prey Lang, el Avatar camboyano


Prey Lang. Un grupo de indígenas camboyanos del área de Prey Lang, una de las últimas selvas vírgenes del Sudeste Asiático, se vistieron como los personajes de la película Avatar (2009) del director James Cameron, para llamar la atención de la comunidad internacional sobre la amenaza en la que se encuentra la reserva natural.


Sigue leyendo

Proyecto hidroeléctrico para Stung Treng


Stung Treng. La compañía eléctrica EVN International declaró esta semana a autoridades locales su plan de compensación y reubicación de los residentes que viven en las cercanías del nuevo proyecto hidroeléctrico y el establecimiento de un grupo de trabajo para ello que será liderado por el gobierno camboyano. EVN International es una empresa subsidiario de la compañía vietnamita del mismo nombre y el proyecto es realizado con la participación del Real Grupo de Camboya. La hidroeléctrica estará localizada en el distrito de Sesán y tendrá una capacidad de 400 megavatios con cinco plantas de turbinas. El costo de la construcción se estima en 800 millones de dólares y comenzará en octubre. En la actualidad Camboya importa electricidad de países como Vietnam y Tailandia, mientras se planea la construcción de infraestructuras para la generación de energía.

Dos mujeres mueren por rayos


Phnom Penh y Kompot. Dos mujeres murieron a causa de rayos el pasado domingo, según reportó el departamento nacional de desastres. Una obrera de 21 años, Sith Chay, recibió una descarga eléctrica cuando en medio de la lluvia le iba a tomar una fotografía a una amiga, siendo la primera muerte por rayos que sucede en la capital del país. Otra mujer de 39 años salió de su casa en un área rural a buscar a sus hijos en medio de la lluvia, cuando un rayo acabó con su vida. Las dos muertes suman ya 59 personas en lo que va del año.

Siete personas más mueren por rayos


Pursat, Battambang y Kompung Cham. Otras siete personas fueron reportadas muertes debido a descargas eléctricas el pasado fin de semana, según fuentes oficiales. Con ellas ya son 55 las personas, en su mayoría campesinos, que mueren en lo que va del 2011 por el lamentable fenómeno natural. El domingo pasado, en la comuna de Ansar Chambak, provincia de Pursat, una mujer de 41 años de edad, su esposo y dos hijas, murieron cuando recibieron un rayo en la plantación de arroz. En la comuna de Sna Ansa, en cambio, una niña de 13 años murió cuando buscaba refugio en el campo de patatas. En la provincia de Battambang, una mujer de 30 años y un niño de 10, murieron en casos separados por rayos. Tres personas más fueron reportadas muertas por la misma causa en Kompung Cham, según el reporte del Comité Nacional de Desastres.

Tres personas más mueren por rayos


Pursat y Kompung Cham. Otros tres campesinos mueren por descargas eléctricas en Camboya, según el último reporte de la policía. Un padre de familia de 29 años, Mey Kheoun, y su hija de 9, Mey Sokea, murieron cuando fueron alcanzados por un rayo el viernes pasado en el distrito de Barak, provincia central de Pursat. El padre se habían refugiado de la tormenta debajo de un árbol cerca de su casa. La policía dijo que la niña le llevaba comida a su papá, cuando cayó el rayo. El otro caso se presentó en la provincia de Kompung Cham, en el distrito de Prey Chhor cuando un pastor de 17 años, Nuon Saman, recibió una descarga eléctrica en el momento en que conducía el ganado a su casa.

Otras dos personas mueren por rayos esta semana


Phnom Penh. El subdirector del centro nacional para la prevención de desastres, Keo Vy, reportó a la prensa ayer que otras dos personas murieron por rayos en el país. Un campesino de 47 años, Tim Im, fue alcanzado por una descarga eléctrica en el distrito de Mong Russei, provincia septentrional de Battambang el domingo pasado. Un pescador de nacionalidad vietnamita, Troeng Young Ly de 46 años, fue alcanzado por el fenómeno natural en el río de Raingtoel cuando pescaba con su hijo. El muchacho resultó ileso, pero su padre perdió la vida inmediatamente.